texas-moody

Productores de documental sobre corrupción en tribunales mexicanos enfrentan demanda multimillonaria

Los productores del documental mexicano Presunto Culpable, Roberto Hernández y Layda Negrete, enfrentan tres juicios por daño moral en los cuales son demandados civilmente por más de dos mil millones de dólares ante el Tribunal Superior de Justicia del Distrito Federal (TSJDF).

Presunto Culpable cuenta la historia de José Antonio (Toño) Zúñiga, un joven vendedor ambulante mexicano que fue injustamente condenado en el 2005 a 20 años de prisión por homicidio en primer grado, sin encontrarse pruebas en su contra.

Los que demandan a Hernández y a Negrete son Víctor Daniel Reyes, el testigo – en ese entonces menor de edad - que acusó a Toño Zúñiga de haber disparado contra su primo Juan Carlos Reyes, la familia de la víctima que los acusa de mostrar una fotografía del occiso sin su autorización; y José Manuel Ortega Saavedra, el policía judicial que detuvo a Toño Zúñiga sin una orden de aprehensión y sin pruebas, quien reclama que luego del documental la gente lo señala en la calle como policía corrupto.

En un mensaje de Hernández publicado en el sitio noticioso Aristegui Noticias, este aseguró que la filmación de Presunto Culpable contó desde un comienzo con la autorización de la presidenta del TSJDF Guadalupe Carrera Domínguez, como la de su sucesor y actual presidente, Edgar Elías Azar.

Luego de ser exhibida como prueba la proyección del documental en el juzgado 18 civil el 5 de noviembre, Hernández declaró que “detrás de la demanda por tres mil millones de pesos hay una venganza por haber exhibido los vicios del sistema judicial del Distrito Federal en Presunto Culpable. No dudo que detrás de esto se encuentre el presidente del TSJDF, Édgar Elías Azar. Es la mano que mece la cuna”.

Edgar Elías Azar descartó públicamente, luego de la declaración de Hernández, que esto se trate de una venganza contra los autores del documental.

Los productores aseguran que de emitirse en dos meses y medio una sentencia en su contra, agotarán todas las instancias judiciales en México, llegando hasta la Suprema Corte de Justicia de la Nación. Tampoco dudan acudir al Sistema Interamericano de Derechos Humanos para hacer respetar su derecho a la libertad de expresión.

Para Hernández, Toño Zúñiga fue una de las miles de personas “juzgadas sin juez, acusadas sin pruebas, arrestadas sin orden de aprehensión; uno de los más de los 40 mil presos que languidecen en las cárceles de la ciudad”.

Presunto Culpable, cuya exhibición fue censurada a tres semanas de su estreno en febrero del 2011, iniciándose así una seguidilla de procesos legales contra sus productores, es el documental más visto en la historia de México y uno de los más premiados a nivel internacional. En el año de su estreno recibió un premio Emmy de la Academia Nacional de Artes y Ciencias de la Televisión de EE.UU., como mejor trabajo de investigación periodística del año.

Nota del editor: Esta historia fue publicada originalmente en el blog Periodismo en las Américas del Centro Knight, el predecesor de LatAm Journalism Review.

Más artículos