texas-moody

Advertencia de reguladores de telecomunicaciones a medios en Haití podría llevar a la autocensura: RSF

  • Por Guest
  • 22 abril, 2014

Por Alex Phillips*

Reporteros Sin Fronteras (RSF) alertó la semana pasada acerca de una reciente declaración por parte del Consejo Nacional de Telecomunicaciones en Haití (CONATEL), la cual la organización consideró podría llevar a algunos medios de comunicación del país a autocensurarse.

En una declaración hecha el dia 8 de abril, CONATEL expresó su desaprobación  hacia “algunas estaciones de radio que sistemáticamente han emitido información falsa, responsables de perturbar el orden público, desestabilizar las instituciones de la república y atacar las integridad de muchos ciudadanos”.

CONATEL también recordó a los medios del país que el Estado sostiene un monopolio en los servicios de telecomunicaciones y que la ley ordena que las telecomunicaciones no deberán “perturbar el orden público, la seguridad nacional, las relaciones internacionales, las morales y ética, o el curso normal y vida diaria de la sociedad y sus instituciones”.

La declaración no mencionó ningún medio de comunicación en específico, pero CONATEL llamó a representantes de Radio Tèlè Zènith a declarar tras acusar a la estación de difamar al gobierno. El presidente ejecutivo de la estación, Rony Colin, negó la acusación. La estación está recibiendo apoyo por parte de la organización local para libertad de prensa, SOS Jounalistes.

“Estamos preocupados por la actual situación política (en Haití), la cual refleja un deseo de amordazar a los medio de comunicación”, dijo Camille Soulier, encargada del despacho de RSF en las Américas. “Este tipo de discurso autoritativo solamente anima a periodistas a autocensurarse ellos mismos y es contraproducente.  Réginald Delva, ministro de interiores debería de conseguir que CONATEL retracte esta preocupante declaración”.

RSF añadió que  la declaración de CONATEL contradice los comentarios hechos recientemente por el nuevo ministro de comunicaciones, Rudy Heriveaux. El ministro dijo que él desea una relación pacífica  entre la prensa y su ministerio, y le a los medios de comunicaciones que no tenía la intención de silenciar a la prensa o de socavar la libertad de expresión.

Edwin Coq, encargado del departamento legal de CONATEL, defendió las acciones de su agencia diciendo que “por ninguna razón es un ataque hacia la libertad de expresión. Fue para detener los abusos que fueron reportados en algunas estaciones del radio en Haití”.

Haití recibió la posición número 47 entre 180 países evaluados por Reporteros Sin Fronteras en su más reciente Índice de Libertad de Prensa, publicado en febrero. Las intimidaciones en contra de periodistas han aumentado en los últimos meses.

*Alex Phillips es un estudiante en la clase"Periodismo en Latinoamérica" de la Universidad de Texas en Austin.

Nota del editor: Esta historia fue publicada originalmente en el blog Periodismo en las Américas del Centro Knight, el predecesor de LatAm Journalism Review.

Más artículos