texas-moody

Brasil está entre los países donde no hay un solo editor de alto nivel que no sea blanco en las principales marcas de noticias, según Reuters Institute

Este artículo fue originalmente publicado en MediaTalks por J&Cia.

 

En el Día Internacional de las Naciones Unidas para la Eliminación de la Discriminación Racial, el Reuters Institute for the Study of Journalism/ University of Oxford publicó una nueva investigación que analiza la proporción de editores de noticias que no son de raza blanca en 100 marcas de noticias líderes en línea y fuera de línea en cinco países. (Reino Unido, Estados Unidos, Alemania, Sudáfrica y Brasil).

El estudio Race and Leadership in the News Media 2021 (Raza y liderazgo en los medios noticiosos 2021) encontró que el 15% de los 80 editores principales no son blancos. Esto se compara con el 18% de 2020. La portada destaca a tres jefes de redacciones prominentes en Sudáfrica y Estados Unidos.

A pesar de ser ampliamente reconocido como un país diverso, Brasil aparece en el informe como uno de los tres países en donde no hay un solo editor que no sea blanco en la muestra, junto con Alemania y el Reino Unido. Según la investigación, el 57% de su población se identifica como no blanca.

Percentage of non-white top editors by country

 

Analizando exclusivamente las 89 marcas cubiertas por el informe del año pasado y de este año, en 2021 el 17% de los principales editores no son blancos, en comparación con el 16% en 2020.

Entre los 11 nuevos editores principales identificados y codificados de estas marcas, cinco no son blancos. Sin embargo, cuatro de ellos son solo de Sudáfrica. Entre las marcas incluidas en 2020 y 2021 en los otros cuatro mercados cubiertos, una de las siete personas incluidas por primera vez en 2021 no es blanca.

En conjunto con los nuevos editores de las 11 nuevas marcas agregadas a la lista este año, hay 20 nuevos editores principales en total y, de estos, el 25% no son blancos (la disminución en la cifra de primera línea refleja el hecho de que eran 30% los mejores editores que no eran blancos entre las marcas incluidas en 2020, pero ya no están en la lista en 2021).

“Los hallazgos generales son los mismos que el año pasado: en relación con su porcentaje de la población general, las personas blancas están significativamente sobrerrepresentadas entre los principales editores de los cinco países, y las personas que no son blancas están significativamente subrepresentadas”, dice el informe de los medios de comunicación.

Población general

Al comparar los datos demográficos de la población en su conjunto con el porcentaje de editores principales que no son blancos en cada mercado, el estudio ha encontrado disparidades marcadas.

En los mercados con porcentajes más pequeños de personas que no son blancas en la población general, a saber, Alemania y el Reino Unido, tampoco hay editores principales que no sean blancos. En EE.UU., el porcentaje de editores principales que no son blancos (18%) está por debajo de la mitad del porcentaje de personas que no son blancas (incluidos hispanos/latinos) en la población general (40%).

E incluso Sudáfrica, donde el porcentaje de personas que no son blancas en la población general es del 92%, tiene una disparidad en la representación entre los principales editores (60% no son blancos). Por lo tanto, en todos los mercados cubiertos por el estudio, existen disparidades en la representación entre los principales editores. En tres mercados con millones de personas que no son de raza blanca, no hay editores principales que no sean de raza blanca.

% non-white general population vs. % non-white top editors

Periodistas y editores 

Reuters Institute analizó la relación entre el porcentaje de gente que no es blanca y que trabaja en periodismo y los editores principales que no son blancos en los cinco mercados. El Reino Unido tiene un pequeño número de periodistas no blancos (6%) y, de nuevo, ningún editor de alto nivel no blanco en nuestra muestra.

Estados Unidos también tiene una pequeña cantidad de periodistas que no son blancos (9%), pero un porcentaje mayor de editores de alto nivel que no son blancos (18%).

En Brasil, a pesar de que un tercio de los periodistas no son blancos (34%), este año no hay editores destacados que no sean blancos en nuestra muestra. Sudáfrica se destaca como una excepción, con un tercio de los periodistas que no son blancos (34%), aunque el 60% de los principales editores no son blancos. No se dispone de datos sobre la identidad racial de los periodistas en Alemania.

En cuanto a los números de Sudáfrica, Ian Hughes, periodista británico que vive en el país y colabora con MediaTalks, dice que los editores negros dominan los medios de comunicación, incluida la televisión y la radio:

"Los periódicos más grandes son editados exclusivamente por negros y eso incluye revistas especializadas como Financial Mail y Weekly Mail & Guardian. Una excepción es el Daily Maverick con una junta editorial mixta. Los editores y periodistas blancos bien pueden estar concentrados en los periódicos regionales más pequeños y en las publicaciones comerciales".

% non-white journalists vs. % non-white top editors

Fuentes de información 

La investigación también exploró la proporción de personas en cada país que acceden a noticias de al menos un medio de comunicación importante con un editor principal que no es blanco, según los datos del informe de noticias digitales de 2020 de Reuters Institute. Este reveló que la proporción de consumidores de noticias en línea que dicen que recibieron noticias de al menos un medio importante (en línea o fuera de línea) con un editor superior que no es blanco varía considerablemente, con pocos cambios entre 2020 y 2021.

Las audiencias en Alemania y el Reino Unido aún no accedieron a noticias de un medio importante editado por una persona que no es blanca en la última semana, mientras que las audiencias en Brasil ahora informan que no recibieron noticias supervisadas por un editor de alto nivel que no es blanco en la última semana, según el informe. En EE.UU., en 2021, el 42% de los usuarios de noticias en línea utilizaron al menos una fuente con un editor superior que no es blanco, frente al 30% del año pasado, y en Sudáfrica, la cifra sigue siendo del 86%.

percentage of online news users using at least 1 source with a non-white top editor

Metodología 

La investigación ha sido realizada por el investigador becario Craig T. Robertson, la subdirectora de Reuters Institute Meera Selva y el director Rasmus Nielsen.

En cada mercado, los investigadores se centraron en las diez principales marcas de noticias fuera de línea (televisión, impresos y radio) y en línea en términos de uso semanal, según lo medido en el informe de noticias digitales de 2020 de Reuters Institute.

Los autores destacaron, sin embargo, que algunos medios importantes con editores que no son blancos no están incluidos en la muestra (en EE.UU., por ejemplo, el Miami Herald, que tiene a Monica Richardson, una mujer negra, como editora ejecutiva, no está en la muestra).

Para cada marca, el editor principal se identificó inicialmente al consultar las páginas web oficiales. Los individuos identificados fueron revisados dos veces por periodistas del mercado en cuestión, así como por socios académicos e investigadores.Los datos fueron recolectados en febrero de 2021.

“Es importante tener en cuenta, por supuesto, que esto no significa que el editor superior sea la única persona que importa o, de hecho, la persona más importante en términos de la toma de decisiones editoriales del día a día”, señala el reporte.

Debido a los cambios en cuáles son las marcas más utilizadas y al enfoque en las diez principales marcas fuera de línea y en línea, ha habido cierta rotación en las marcas específicas incluidas en el análisis: 89 de las 100 marcas cubiertas en la edición de 2020 del informe se incluyen nuevamente en el análisis este año, con 11 nuevas marcas incluidas.

Los autores adoptaron una conceptualización de la raza que contrasta las poblaciones blancas institucionalmente dominantes y las poblaciones no blancas dominadas.

"La raza y la discriminación racial funcionan de formas complejas que no siempre están relacionadas con el color de la piel, por ejemplo, cuando tiene una dimensión religiosa.

También hay dimensiones de la etnia que no siempre están relacionadas con la raza. Sin embargo, una conceptualización blanco/no blanco captura algunos aspectos importantes de esto en los países que cubrimos.

Por lo tanto, implementamos un binario simple y reduccionista, pero con suerte todavía esclarecedor y relevante, y codificamos a cada editor superior como blanco o no blanco. No ser blanco no tiene la intención de sugerir una identidad y mucho menos un grupo homogéneo, dada la gran diversidad y complejidad de las identidades de las personas, pero proporciona una manera de categorizar a personas muy diferentes que provienen de grupos étnicos y raciales dominados.

Nos ayuda a señalar una dimensión de desigualdad en la representación a un nivel macro”.

Por qué es importante este estudio

Los autores dicen que las posiciones editoriales más importantes en los principales medios de comunicación son importantes tanto en la práctica como en lo simbólico.

"Son importantes porque los mejores editores son figuras clave en el liderazgo y la dirección de las salas de redacción. Además, quiénes son los editores es importante para la forma en que el público ve los medios de comunicación y, en general, los medios de comunicación.

Estas premisas son fundamentales para nuestro trabajo continuo de estudio de la diversidad en el liderazgo de los medios de comunicación, tanto desde la perspectiva de género como de raza".

El estudio destaca el papel de los medios de comunicación como parte de las conversaciones sobre los problemas planteados por movimientos sociales como Black Lives Matter, las desigualdades estructurales en el empleo y el acceso a la atención médica que se hicieron más evidentes con la pandemia del coronavirus o el legado en curso del colonialismo y el imperialismo y cómo nos relacionamos con nuestras historias colectivas:

Existe la preocupación de que los medios de comunicación a veces pueden pasar por alto historias o perspectivas relevantes relacionadas con estos temas, en parte porque los principales editores experimentan y ven las preocupaciones subyacentes de manera muy diferente a las personas y comunidades más directamente afectadas por ellas. Por eso es importante ver quiénes son los editores principales.

Los autores destacaron en la conclusión que la crítica pública, la autorreflexión profesional y de la industria y las encuestas a los líderes de los medios de comunicación sugieren que hay un reconocimiento en algunos sectores de que los medios deben tener en cuenta 'a quién no está sirviendo el periodismo', y que parte de ese cálculo tiene que ver con la frecuente falta de diversidad en la industria y la profesión en sí, especialmente en los puestos de alto nivel.

En 2020, Reuters Institute encuestó a una muestra estratégica de 136 líderes de la industria de las noticias, y la mayoría reconoció que su organización de noticias necesitaba abordar problemas de diversidad étnica y propuso una o más iniciativas que ya están en marcha en su organización para ayudar a hacerlo.

Cuando se les pidió que identificaran la mayor prioridad en términos de diversidad en la sala de redacción en el próximo año, una pluralidad identificó la diversidad étnica como la principal prioridad, por delante de la diversidad en términos de, por ejemplo, género o clase social por un amplio margen. Una clara mayoría de los encuestados reconoció que sus organizaciones no estaban haciendo un buen trabajo con la diversidad a un nivel superior.

“Esta comprensión no es nueva. Tomemos el caso del Reino Unido, donde la Sociedad de Editores en 2004 escribió que 'cambiar el aspecto de la sala de redacción es un desafío fundamental que requerirá compromiso y un enfoque estructurado, impulsado constantemente desde arriba'. Diecisiete años después, no está claro que el perfil de los mejores editores sea significativamente más diverso en términos de raza de lo que era entonces. El cambio y la rotación en la parte superior suelen ser lentos, e incluso cuando ocurre, no siempre se traduce en una mayor diversidad”.

Para los autores, la conversación --y la crítica-- continuarán.

“¿Aumentará el ritmo del cambio? Sabremos más cuando repitamos este análisis en 2022 para rastrear los desarrollos en raza e igualdad entre los mejores editores de todo el mundo”.

Más artículos