texas-moody

Salas de redacción deben adoptar el fact-checking automático, escuchó el público de ISOJ

  • Por Guest
  • 12 abril, 2019

Por Valerie Eiseler

Una idea que permeó la conferencia del Simposio Internacional de Periodismo Online (ISOJ) de este año es que la automatización en el periodismo ya no es una cosa del futuro. Ya está aquí, funcionando en este momento, aseguró el moderador y presentador Bill Adair el 12 de abril.

(Erika Rich/ Centro Knight).

Entonces, en lugar de temer a los cambios que puedan surgir de este desarrollo, el panel "La automatización y el futuro del fact-checking" exploró las posibilidades que tiene la tecnología en uno de los desafíos más cruciales del periodismo actual: comprobar la veracidad del discurso de los políticos.

Adair, Cátedra Knight de Periodismo y Políticas Públicas de Duke University, arrancó la presentación con ese espíritu: “He conocido a nuestros amos robots -- ¡son geniales!".

Pablo Fernández, de la plataforma de verifiicación de datos Chequado, de Argentina, comenzó con una simple verdad que a los medios de comunicación todavía les cuesta entender: “No es tan complicado crear esta tecnología".

Chequeado es una organización sin fines de lucro, no partidista, cuya misión es "elevar el costo de la mentira". El grupo viene explorándolo con Chequeabot desde 2018, una herramienta de verificación en vivo que utiliza conversiones automáticas de voz a texto como cualquier herramienta de verificación de datos. La verificación de videos y de la televisión es el grueso de su trabajo.

Al igual que con muchas tecnologías desarrolladas en ese sector, Chequeado también cree en proporcionar herramientas de código abierto que puedan ser utilizadas por otros para una mayor personalización. Fernández proporcionó enlaces en español e inglés para aquellos que deseen probar la versión Beta en la que está trabajando el equipo.

Sérgio Spagnuolo participa en la conducción del fact-checking automático en Brasil. Al igual que Estados Unidos, Brasil vive una creciente necesidad de verificación de los hechos en los medios de comunicación luego de ser elegido como presidente el populista de derecha Jair Bolsonaro. Para satisfacer esa demanda, Spagnuolo y su equipo trabajan con Aos Fatos, la plataforma de verificación de datos más grande de Brasil, y su periódico más grande, Folha de S. Paulo. Él también es director y editor de la agencia de noticias orientada a los datos Volt Data Lab y becario Truthbuzz del Centro Internacional para Periodistas (ICFJ, por sus siglas en inglés).

Si bien existen muchas herramientas automatizadas de uso cotidiano en Brasil -- como un robot que monitorea las publicaciones del Twitter de Bolsonaro, un agregador de fact-checking y una herramienta de debate en vivo -- estas tienen tres principios en común: son simples, fáciles de usar y replicables.

Estos principios son, de acuerdo con Spagnuolo, necesarios para desarrollar y distribuir con éxito las nuevas herramientas automáticas.

Day-young Oh de Corea del Sur, propuso otra perspectiva del trabajo que involucra el fact-checking. Él dirige un equipo de fact-checking en JTBC, una de las redes de cable más grandes de Corea de Sur.

La mayoría de las afirmaciones y noticias falsas que tienen que revisar provienen de los dos campos de opinión centrales en Corea. "Se trata de unificar versus dividir Corea", dijo Oh. Eso se vuelve aún más claro si se toma en cuenta que cerca del 45% de las noticias relacionadas a Corea del Norte en 2018 fueron falsas.

JTBC experimentó una notable ganancia en la confianza de su audiencia después de cubrir la destitución del expresidente Park Geun-hye en 2016. La confianza también está estrechamente ligada a los periodistas que son visibles, como el presentador de noticias Suk-Hee de JTBC. Según Oh, él no solo es uno de los hombres más famosos de Corea, sino que también es la fuente de noticias más confiable.

En Estados Unidos, la plataforma de verificación de datos más conocida es PolitiFact. La gerente editorial Katie Sanders le arrancó una carcajada a la audiencia tras comenzar su presentación con una foto retocada de ella y Adair yendo a la deriva, al estilo "Rápidos y Furiosos". Adair creó PolitiFact, ganador del premio Pulitzer.

PolitiFact ha desarrollado muchas técnicas que hoy en día son utilizadas internacionalmente, tal como su famoso Truth-o-meter, y ha promovido muchas asociaciones con otros medios de comunicación, llamado "el modelo de McDonald" por Sanders.

Sin embargo, PolitiFact es consciente de los desafíos que enfrenta su plataforma. Los usuarios desean respuestas más rápidas y una verificación casi instantánea de los hechos en el rápido ciclo de las noticias que existe hoy en día. Pero el proceso de fact-checking de PolitiFact toma al menos uno o dos días y contiene métodos rigurosos, como la decisión final de los editores sobre una clasificación de "Verdadero" a "¡Pantalones en llamas!".

Sanders definió sus desafíos principales de la siguiente manera: las evaluaciones deben completarse más rápidamente y es necesario llegar a más personas mediante el fact-checking, especialmente a aquellos que más lo necesitan. PolitiFact también quiere expandirse más en los reportajes locales.

Pero en vez de esperar que una gran solución tecnológica resuelva sus problemas, Sanders dijo que trabajarán de forma exponencial para innovar en su plataforma. Recientemente, el grupo celebró varios acuerdos para ampliar su alcance, como con Noticias Telemundo, que traduce las verificaciones al español, con Kaiser Health News para crear una cobertura de políticas de salud más profunda y un programa de televisión semanal en Newsy llamado "What the fact”.

Adair cerró la ponencia con la discusión de una herramienta que está desarrollando llamada Squash: "Una metáfora de lo que queremos hacer con las falsedades".

Una prueba de Squash durante el último Discurso del Estado de la Unión dio como resultado un resultado positivo para la herramienta que verificó las afirmaciones hechas por el presidente Donald Trump en su discurso. Adair dijo que algunos problemas debían ser resueltos, como la mala interpretación ocasional de algunos de los comentarios de Trump, pero estaba entusiasmado con el futuro de la herramienta. De acuerdo con las necesidades más apremiantes del fact-checking de hoy, Squash se centrará principalmente en el contenido de video y TV.

La transmisión en vivo de ISOJ está disponible en español e inglés en isoj.org.

Más artículos